Corea del Norte asegura que Trump está implorando por una guerra nuclear

El simulacro anual entre los Estados Unidos y Corea del Sur, llamado Vigilant Ace, estará en marcha hasta el viernes, con seis cazas F-22 Raptor Stealth que serán desplegados entre los más de 230 aviones involucrados en el ejercicio.

Los comentarios sobre el mandatario estadounidense son muy fuertes, aunque no nuevos, teniendo en cuenta que recuerdan a los utilizados el mes pasado por el Rodong Sinmun, órgano oficial del Partido de los Trabajadores, que sostenía que Trump había mostrado "sus colores reales como viejo lunático, delincuente y desperdicio humano", durante su visita a la península coreana en noviembre pasado.

En la simulación participan de la parte estadounidense varias unidades de la llamada quinta generación de cazas a reacción -seis F-22, y doce F-35-, dos bombarderos estratégicos B-1B o seis EA-18G, cazabombarderos diseñados para la llamada "guerra electrónica".

Los altos diplomáticos de Corea del Sur y Francia se reunirán esta semana en Seúl para discutir sobre su cooperación contra las crecientes amenazas de Corea del Norte, según informó este lunes la Cancillería surcoreana.

Pyongyang considerará seriamente la adopción de contramedidas contra las maniobras, además dijo que Estados Unidos y Corea del Sur pagarán caro sus provocaciones, según la Agencia Noticiosa Central Coreana antes del inicio de los ejercicios militares. El portavoz del Ministerio del Exterior chino, Geng Shuang, alertó de que la situación en la península coreana es "altamente sensible".

"Esperamos que todas las partes relevantes hagan más para rebajar el conflicto y evitar irritaciones mutuas", señaló.

Japón, Corea del Sur y EE.UU. han condenado la reciente prueba norcoreana, utilizándola como justificación para aumentar sus hostilidades.

El presidente estadounidense, Donald Trump, "está pidiendo una guerra nuclear", advirtió Pyongyang, empleando la misma retórica utilizada en septiembre por la embajadora estadounidense ante la ONU, Nikki Haley. Por su naturaleza y dimensión, tales maniobras se consideran "sin precedentes".


Popular

CONNECT